La Tienda de Susano

La Tienda de Susano

  Anchoas y tapas típicas a los pies de la Catedral

A los pies de la Torre de la Catedral, en un marco tan incomparable, se encuentra un bar de tapas con aspecto de tienda de ultramarinos de los años 50, "La Tienda de Susano". En este bar, que toma su nombre de una tienda de ultramarinos que había en Molina de Segura, se ofrece un tapeo típico a base de productos tradicionales y de calidad.

Tapeo a los pies de la Catedral
Como he comentado al principio, el local está ambientado en una tienda de ultramarinos de los años 50, con detalles como el mostrador de mármol o la salchicha seca y los salazones colgados. Hasta los camareros recrean ese ambiente, ataviados con los guardapolvos típicos de los tenderos de la época. Es pequeño pero tiene su encanto, además de una terraza en un enclave privilegiado, que el clima de Murcia hace aún más atractiva.

¿Bar o tienda de ultramarinos?
La carta se centra en tapas tradicionales, como las anchoas, los pimientos de piquillo o las alcachofas; con un producto de primera calidad. Si, además de tapear, apetece algo más contundente, también tienen carnes e incluso guisos. Su producto estrella posiblemente sea la Anchoa del Cantábrico en salmuera, sobada allí mismo. Recomiendo regar estas tapas con el vermut de grifo que tienen.

Empezamos con una "Salchicha de repizco" que estaba en su punto perfecto de tierna, acompañada de almendras marconas fritas; un clásico para abrir boca.

Salchicha de repizco con almendras marconas fritas
Continuamos con unos trozos de "Pulpo al horno", que también estuvo a la altura. Buen tamaño, crujiente por fuera y tierno por dentro.

Pulpo al horno
Lo que más nos sorprendió fueron las "Ortiguillas", unas anémonas de mar -parientes del coral y las medusas- que son un aperitivo muy típico en Andalucía, especialmente en la zona de Cádiz. Se preparan rebozadas y presentan un intenso sabor a yodo y a mar y una textura gelatinosa, similar a unos sesos rebozados; un sabor único. La ración que ponen es algo escasa para costar 9 €, pero es un producto difícil de encontrar en los mercados.

Ortiguillas
También pedimos una clásico "Tomate Raf con bonito", correcto pero no es de los mejores que he probado. El bonito estaba un poco seco, le faltaba melosidad. Además, la presentación sin aceite no era la más estética.

Tomate Raf con bonito
Más contundente es el "Croquetón de cocido", que realmente hace justicia al nombre por su tamaño. Excelentes de sabor, pero textura muy mazacote, falta cremosidad. Buena presentación y acertado acompañamiento con un pimiento de padrón.

Croquetón de cocido
También pedimos unas "Bravas Susano", que se diferencian de las típicas al llevar un toque de sobrasada que les da un sabor especial y un regusto final muy bueno. Muy escasa la ración para valer casi 5 €.


Finalizamos la parte salada con unas "Mini hamburguesas de ternera", ya que una vez avanzada la cena nos dijeron que no quedaban de cordero segureño, las que habíamos pedido inicialmente. El pan muy soso y frío, unos tranchetes sin ningún sabor y dos tiras de lechuga y una rodaja de tomate, junto a una ternera que tampoco estaba muy sabrosa. Ni presentación, ni producto; nada recomendables.

Mini hamburguesas de ternera
De postre la "Tarta de chocolate con galleta", la clásica tarta de la abuela, pero demasiado fina y sin consistencia. Ración otra vez escasa para su precio. La acompañamos con un correcto "Asiático".

Tarta de chocolate con galleta

Asiático

El servicio no fue satisfactorio, ya que detalles como no ofrecernos unas cartas a la hora de pedir, avisar que no quedaba de algo una vez bien avanzada la cena, o tener que esperar media hora a que nos trajeran la cuenta -pese a no estar lleno el local-, hicieron que no nos fuéramos con buen sabor de boca.

En definitiva, me esperaba más de "La Tienda de Susano". El emplazamiento es perfecto y trabajan un buen producto, pero le faltan detalles por pulir, sobretodo teniendo en cuenta que no es precisamente económico. Me parece un sitio agradable y apropiado para disfrutar de un buen vermut y una tapa, pero no pasa de ahí, le falta para ser un lugar al que acudir expresamente a comer o a cenar.

La Tienda de Susano
C/ Trapería, 2. (Esquina Plaza de la Cruz)
Tel: 868 68 43 93
Precio medio: 15-20 €

































Comentarios

Sígueme en Facebook

Sígueme en Twitter