Restaurante Peyma

Restaurante Peyma

  Un cochinillo que bien vale una visita


Pese a su aspecto de casa de comidas tradicional, de esas de menú del día, el "Restaurante Peyma" se está haciendo un nombre dentro del panorama gastronómico de nuestra Región. Está situado en Molina de Segura -cerca de la gasolinera de El Chorrico- y se trata de un negocio familiar, en el que la señora de la casa, María Navarro Ruiz, se encarga de la cocina; mientras que sus hijos Pedro y Juanjo (ambos ganadores del Concurso de Baristas de Salzillo Tea & Coffe) dan uno magnífico servicio. Su propuesta gastronómica es sencilla y sin artificios, pero muy sincera; cocina tradicional con productos de temporada y pequeñas innovaciones para darle un toque actual.

Como he comentado en la introducción, el local no llama mucho la atención, con aspecto de merendero de toda la vida. Pese a ello, es un local amplio, cuenta con una terraza acondicionada para el invierno, una zona de barra y un comedor más formal.

La carta tiene el tamaño adecuado, no es demasiado amplia pero la selección de platos es buena y variada. Podemos encontrar platos tradicionales, sugerencias del chef más innovadoras, carnes, pescados y una bodega con buenas referencias. En nuestro caso, nos dejamos aconsejar por Juanjo, que nos ofreció un "Gémina Selección" (Bodegas San Isidro), un Jumilla semi-crianza potente y con aroma a fruta madura.

Comenzamos con un clásico "Pulpo al horno", que estaba correcto pero no es de los mejores que he probado. Crujiente por fuera y tierno por dentro, pero un poco escaso de tamaño y algo plano de sabor.

Pulpo al horno
El nivel mejoró con los "Creps de bacalao con salsa de piquillo y queso parmesano". Se trata de una crujiente pasta brick, rellena de bacalao y parmesano, sobre una fina salsa de piquillo. Buena presentación, una textura muy cremosa y la cantidad justa de parmesano para no enmascarar el sabor del bacalao; recomendable.

Creps de bacalao con salsa de piquillo y queso parmesano

Aquellos que me leéis habitualmente, sabréis que me gusta probar las croquetas en los sitios a los que voy, si están buenas es algo que me inspira confianza. En este caso pedimos unas "Croquetas de ropa vieja", unas de mis preferidas. Presentaban un rebozado crujiente, jugosas y con una textura muy cremosa, nada mazacote, como me ha pasado en algún otro sitio que he pedido esta croqueta.

Croquetas de ropa vieja
Uno de los platos que más me sorprendió fue el "Salteado de setas silvestres con trigo". Unas setas de temporada, salteadas con trigo hervido -tierno y al dente- y aromatizadas con tomillo y romero. Un plato equilibrado y con mucho sentido.

Salteado de setas silvestres con trigo

Antes de pasar a la carne, quise pedir una "Tabla de quesos artesanos", presentada en la ya tan habitual pizarra y acompañados de nueces caramelizadas. Los quesos iban de menor a mayor intensidad, empezando por un clásico francés Comté, continuando con uno Zamorano, seguido de un Brie, aumentando la intensidad con un Stilton inglés y rematando con un potentísimo -demasiado para mi gusto- Langres de la región de Champaña.

Tabla de quesos artesanos

La visita ya hubiera merecido la pena sólo por el "Cochinillo confitado a baja temperatura". Un cochinillo que pasa 24 horas en el horno a baja temperatura y que presentan completamente deshuesado, jugosos y que deshace en la boca, con una piel delicada y crujiente; sublime.

Cochinillo confitado a baja temperatura
De postre opté por unas "Natillas", caseras y con una textura cremosa y casi líquida, en su punto justo de dulzor.

Natillas
El servicio ralló a grandísimo nivel, en atención, en rapidez y en el amplio conocimiento que tienen de cada uno de los platos que ofrecen. De los mejores servicios que recuerdo ultimamente.

En definitiva, el "Restaurante Peyma" me dejó una muy grata impresión. Una cocina de calidad, un servicio excepcional y una excelente relación-calidad precio; sin duda os lo recomiendo.

Restaurante Peyma
C/ Santo Angel, 1
30500 Molina de Segura
Tel: 968614822
Precio medio: 20-30 €










Comentarios

Sígueme en Facebook

Sígueme en Twitter